Ateneo de Córdoba. Calle Rodríguez Sánchez, número 7 (Hermandades del Trabajo).

PRÓXIMOS ACTOS DEL ATENEO DE CÓRDOBA

Cambio de la Junta Directiva del Ateneo de Córdoba

Jueves, 12 de mayo, 20:00 horas. Ciclo de Conferencias del Ateneo. "Literatura y Periodismo", por Salvador Compán Vázquez. Sede del Ateneo.

Jueves, 12 de mayo, 20:00 horas. Cafés filosóficos, Nuevas masculinidades, ¿Posibilidad o utopía?. Cafetería Omundo. Plaza Trinidad 4 (Mundos de Alicia).

Miércoles, 18 de mayo, 20:00 horas. Ciclo de Conferencias. Tiempos de Historia: “Córdoba en la posguerra. La articulación del franquismo” , a cargo de Antonio Barragán Moriana. Sede del Ateneo.

Sábado, 4 de junio. Viaje a Cabra en conmemoración de la 175 fundación del Instituto Aguilar y Eslava. Incluye autocar, comida y una visita a Cabra y al Santuario de la Virgen de la Sierra. 25 euros por persona.

CONVOCADOS LOS PREMIOS DEL ATENEO DE CÓRDOBA
X Premio de Relato Rafael Mir.
XXXVIII Premio de Poesía Juan Bernier.
VIII Premio Agustín Gómez de Flamenco Ateneo de Córdoba.

Fallo de las Fiambreras de Plata 2022, relación de homenajeados aquí.

¡Ayúdanos! Comienza una página

Juan de Antequera López "Tomás de Antequera"

De Ateneo de Córdoba
Saltar a: navegación, buscar
Tomas de Antequera.gif

Juan de Antequera López, conocido como Tomás de Antequera, (Valdepeñas, Ciudad Real, 1920 – Madrid, 4 de marzo de 1993) fue un cantante español. Al estallar la guerra civil, fue llamado a filas y se incorporó al ejército republicano, en el frente de Madrid. Allí organizó espectáculos para divertir a los soldados, cantando cuplé.

Posteriormente formó parte de las compañías que recorrían España, quedándose definitivamente en Madrid en los años 50, formando parte de la compañía de Emilio el Moro. Después se consagró con temas como "La Gabriela", "La Macarena", "El romance de la reina Mercedes", "Doce cascabeles", "Zambra de mi soledad", "Campanero jerezano", "La Leo", etc.

Fue muy popular su atuendo en los escenarios, sobre todo sus chaquetas, que diseñaba y decoraba el mismo y sus famosos "crótalos", unos "platillos" muy pequeños sujetos a los dedos pulgar y corazón de ambas manos, con los cuales marcaba el ritmo en sus canciones, produciendo un agradable sonido muy característico.

Se retiró de los escenarios en los años 70. Entre finales de los años 80 y principios de los noventa y gracias a un conocido programa de radio, volvió a los escenarios, actuando en varias salas de Madrid. Fue uno de los "grandes" de la copla, pero ha sido injustamente relegado al olvido. Su voz, de fabulosa calidad, competía directamente con la de Concha Piquer (algo que ella misma reconocía) y sin duda superaba a muchos por su elegancia y saber estar en el escenario.

Fuente

El presente artículo aporta material procedente de una entrada de Wikipedia, publicada en castellano bajo la licencia Creative Commons-Atribución-Compartir Igual 3.0 (CC-BY-SA) o la licencia GFDL.